sábado, 12 de diciembre de 2009

Vicky Cristina Barcelona

Una excelente obra de Woody Allen filmada en apenas 3 meses.

Mi curiosidad toco la puerta cuando vi el título en Internet con la palabra Barcelona, lo que desperto mi interés casi instantáneamente.
La habia escuchado nombrar, sí, pero creo que si no la cruzaba en la red no la hubiese bajado.

En primera lugar es un vínculo muy fuerte con mi historia en Barcelona. Ambas refieren al amor, amistad, decisiones, intenciones. Probar. Equivocarse.

Vicky y Cristina es una antítesis perfecta que, a través de la historia, demuestra que el amor no es solo un sentimiento, sino una forma de conectarse con otros.

Conexión. Allá cuando empezaba el 2009, en mi antiguo trabajo dije que la palabra del año sería Contención. Lease como la acción de sujetar el movimiento de un cuerpo según la Real Academia Española.

Sujetar el movimiento de un cuerpo. Que inspirador, no?. Creo que no me equivoque. Muy metafórico, muy sentimental, muy profundo.

En 2007 cuando estuve en Barcelona tuve partes de ambos personajes. Por un lado sabia lo que queria (Vicky), pero por otro estaba disfrutando de una visión alternativa a la vida (Cristina).
Y ahí llego mi contención. Anna. Reunida entre un grupo de Argentinos, mirandome con esos ojos brillantes llenos de vida con un fondo de estrellas en una de las ciudades más cosmopolitas de Europa. Como pensarlo 2 veces. Pero y si lo hubiese pensado 2 veces? Tal vez hoy no estaría escribiendo este blog. Tal vez no viviría de un recuerdo, tal vez no compararía a todas las mujeres con ese modelo de mujer en particular.

En esos días me senti como Juan Antonio en la película. Queriendo disfrutar cada momento y vivirlo como si fuera el último. Sin planes, sin rutina, sin un futuro planificado, dando paso a paso cada día que pasaba. Y eso ocurría.
Pero cuando me agarraban los miedos de no saber que iba a pasar al día siguiente, ahí estaba Anna para contenerme. Y con ella era feliz. Lo fui. Contención, eso me daba. Y era un abrazo que valía por mil palabras, era una mirada que me hacía sentir en casa, salvo, seguro. Era algo que no conocía, y que me encantaba.

Una decisión prematura el haberme quedado? Yo lo tomo como una apuesta donde gané más de lo que perdí, porq hoy sé lo que quiero como Vicky, sé que voy a tener que arriesgarme a intentarlo como Cristina, y sé que todo depende de mí como Juan Antonio.

Hasta la próxima.

2 comentarios:

  1. Como es eso de bajar peliculas? me imagino que no las comercializas luego, no?

    ResponderEliminar